martes, 28 de julio de 2009


ella baila
ella se ríe y baila
su alma salta
de la risa al baile

baila sola
con sus ángeles invisibles
y sus fantasmas

su corazón en ristre

estamos
en su baile
los que ella nombra
iluminados

ella baila y celebra
nosotros la festejamos

ella se ríe y baila
es una fiesta la vida

jueves, 23 de julio de 2009

cristina






Y además, como no sabía volar,
me dio por coleccionar pañuelos y golondrinas,
por culpa de la rutina del vaivén de las aceras.
Sabina-Varona-García del Río



Se despertó suavemente esa mañana.
Se estiró larga y despaciosamente.
Salió de la cama medio dormida, pero cuando abrió el grifo de la ducha se sintió bien despierta.
Y sonrió a su sonrisa en el espejo, antes que empezara a empañarse.
Un baño largo de agua cálida y mente en blanco, le puso en el alma una sensualidad que hacía un grisáceo tiempo que no sentía.
Sus manos bañadas de espuma y sus ojos cerrados reconocieron el mapa de su cuerpo olvidado sin que se diera cuenta cómo…, cuándo…
Eligió qué ponerse con el ritual que anuncia los festejos.
Un pantalón sin estrenar que descubrió de pronto, botas, pullover y abrigo de colores claros. El cabello suelto.
Se perfumó ante el gran espejo de la sala y luego produjo una nube de aroma solo para pasar entre ella como rompiendo una burbuja.
Cerró un momento los ojos para escucharse el corazón y sintió un leve escalofrío de tristeza: cuánto, cuánto, cuánto hacía que no escuchaba su corazón!
La calle estaba ruidosa y brillante esa mañana. “Un cielo azul de porcelana” que la hizo levantar la vista y arrebujarse en el abrigo, para silenciar la risa que iba naciéndole desde el fondo de su cuerpo.
Se arregló el cabello con coquetería y comenzó a caminar apurada y libre, hacia el centro de esa bella ciudad, con tilos y diagonales.
Se sentía ansiosa, casi excitada. Y en libertad. Una libertad elegida como si la hubiera parido. Una libertad dolorosa, preciosa, recién nacida.
Una sensación lujuriosa que la hacía abrazarse a sí misma, que la llevaba en andas…
El bonito Restó estaba casi vacío, así que eligió esa mesa de la ventana que tiene el seto de flores silvestres que le encanta y pidió una copa de vino blanco acompañado de un par de bocados.
Bebió el primer sorbo y la colmó silenciosa su propia soledad. La bebida fría le bañó la garganta y el espíritu como una recóndita caricia y los sabores de cada bocado le entibiaron la entibiaron el estómago y la pusieron conciente de su ombligo.
Un ruidoso suspiro se escapó inevitable y atónito de su boca cuando pensó en su ombligo, en su íntima soledad y en esa libertad descubierta como un premonitorio hallazgo.
Entonces, Cristina sonrió con una sonrisa rutilante; grandilocuente, que la hizo ruborizarse y mirar en rededor. Y lo vió caminar hacia ella como un gato en acecho, con la mirada oscura y la copa de vino oscuro en ristre.
Porqué brindamos?- instó ese hombre con una sonrisa que le tocó en medio del corazón recién recuperado.
Por mí- contestó con ojos prometedores.
Y mientras contestaba, sintió cómo tiraba sus pañuelos de llorar y recogía sus sueños, como bandada de golondrinas.

martes, 21 de julio de 2009

suave elogio del amigo


................................................................................. a josé, claro.

Amigo mío queridísimo:

Hace un tiempo que ando pensando, ya sabes, en todos esos añosque han pasado, y en nuestro amor que ha cambiado de color, demodos, de nombre, pero sigue siendo nuestro amor, el que nos hizo compañeros y amigos, insustituibles e innegociables.

Hemos dejado de ser tan jóvenes, nos ha golpeado y acariciado la brisa de la vida de frente y de perfil, y nos vuelve a golpear con otras ausencias y a acariciar con otros amores; y cada vez, nuestra risa o nuestra mano, así de recíprocas, así de queridas.

Y ahora, abuelos ambos, nos rejuvenece y nos renace el amor como nos lo merecemos, cada uno en su senda, disfrutando convencidos de que es verdad la sentencia de la eternidad del amor, efímera, sutil, inolvidable. Y ahí andamos, "campaneando el cacho de sol en la vereda", celebrando la vida y deseando sabernos felices o intentándolo, que no es poco.

O sea, que hace un tiempo que miro en mis dentros el álbum de mis/tus/nuestros recuerdos y me embelesa la melancólica calma de saber que ahí estamos, como siempre. Insustituibles e innegociables.

Inolvidables.

Te abrazo como siempre, felizmente.


...................................................M.





viernes, 17 de julio de 2009


ella
era la forma
de la necesidad
y el deseo ajenos

(su enajenidad)

frasco suave
de perfume para su suspiro
cántaro fresco
para su constante sed
cuenco tibio
para sus locos apetitos
copita de cristal
para colorear su espíritu
taza calentita
para chocolatear su alma

ella
sueña y sueña
con ser
una extendida laguna
con olor a mar
donde se mire la luna
y nada mas

y llora
solo llora
sola, solo llora

y comienza a brillar.

Imagen: vazios.spaces.live.com/blog

miércoles, 15 de julio de 2009

aplausos y abrazos para él

Dos buenos médicos

No sé si era un chiste exclusivo de mi madre o parte del folklore comodorense, pero el hecho es que yo de chico oía correr la chanza de que hay dos buenos médicos en Comodoro. Aerolíneas y Austral. En ese chiste, además, había una parte no dicha porque era una parte sobreentendida: que esos médicos te llevaban a curarte a Buenos Aires.
... El último suceso no fue por mi padre. Fue por mi madre. Había que hacerle una cinecoronariografía... Así que derivada, por supuesto a Buenos Aires, cayó (caímos) a donde la ambulancia nos llevó desde Aeroparque: un sanatorio en San Telmo de nombre Variedades. No, en serio, Variedades. Parece que no había lugar en otros lados y la mandaron al sanatorio de la obra social de artistas de variedades. Artistas y putas, que parece que aportaban también a ese gremio del entretenimiento. … del Variedades tengo dos o tres recuerdos dignos de rescatar cada tanto. El primero la tiene a mi madre en camisón en el día de su cumpleaños sentadita en su cama sanatorial de su cuarto sanatorial, y entra el director del lugar, que era nada menos que Enrique Dumas. Varón cabal, maduro, con una pinta bárbara, y con la vieja que lo había visto siempre por televisión y que le decía a mi viejo que así como para él era la locura Claudia Lapacó, para ella era el tipo este. Y así, desde la puerta, le empezó a cantar el feliz cumpleaños con su voz tanguera y una sonrisa canchera y gentil sombreando en un costado. Una sola vez vi colorada a mi madre, y fue esa, como una quinceañerita tímida a la que el pibe más lindo le chanta un piropo delante de todos…. Finalmente le hicieron el estudio a mi madre, y todo fue bastante bien, y no se murió, y long live the queen...

Publicado por José Luis en su Blog “El amor y el espanto”

martes, 14 de julio de 2009


nuestros labios
son como ojos que besan

mis labios
ven cada poro de tu piel
miran todos los tonos
de tu cuerpo:
desde el rosado más íntimo
hasta el bello nacarado
de tu oído.

tus labios
son como tibia mirada
que ruboriza
los marrones que se endulzan
con tus besos
y ensedan los secretos
recorridos de tu risa.

ay
esas miradas.

martes, 7 de julio de 2009

final con encuentro y plagio



......................................... (cambio de cronista)
.
al toque
le vi la falsa escuadra
al cuore del chabon
porque la mina
asi
resplandeciente
siguió con el alma
tres cuarto rantifusa
que traía
(no le vieron la mirada?)
.
pero
yo que otro
pondría por un casual
la soledad
la mesa del rincón
terrón en el café
y buenos aires.
(a ver qué pasa)
.
y en la ventana
cecy pizpeando
de reojo
ilusionada
la rayuela que la maga
les deja al lado
.
mientras tanto
en la vereda del amor
el rubio emperador
huele en el pelo
de la haifa enamorada
los azahares
del bello limonero de tahiti
que regaron
las saudades de estercita
.
bajo el farol
desde la esquina
marcelo campanea
como si nada
que gustavo
esté bien avivado
que tanta ilusión entrecruzada
no cause un fuego
de pasiones liberadas.

.
.
imagen: "en la madrugada" 2007 fabrizia braga navarro

lunes, 6 de julio de 2009

aplausos y abrazos para ella


Ahora quiere que le baile,
se ha cansado de andar rogando.

Ahora busca a esta puta,
que lo ame fácil.

Anda queriendo dejar de ser sombra
Y me busca para que lo ampare.

Quiere que lo desvista, apurada,
Pero con calma.

No quiere preguntas
Ni versos,
Ni una palabra.

Anda buscando el sosiego
que se le murió al alba.

Y se lo ve tan cansado,
que me da gusto bailarle.

Me da gusto saborearlo
y ver como se derrite,
hombre de chocolate amargo.

Nada se ha hecho eterno
en ese mundo de hadas,
sal, y bienvenido al infierno,
que es el paraíso,
por el que todos pagan.

Yo de vos, no quiero paga.

Pintura: Mark Spain
-
Publicado por Magah
en su blog Palabras Descalzas


viernes, 3 de julio de 2009

magia de viernes


.
ese tipo tan porteño, con andar de canchero
y pinta de atorrante
que me miró con "mensaje"
y me sonrió con un beso
apenitas esbozado,
me hizo sentir linda,
sin noche maldormida
ni rutina, ni pelo desmadejado.
.
qué suerte, a veces,
esos filisbusteros urbanos, eh?

miércoles, 1 de julio de 2009

conjuro

luna
luna, luna
has mirado mis ojos
y el sonrojo
cuando desnudo los espejos
para ser todas
las que él pueda amar?
.
luna
luna, luna
has visto mi piel
cuando me asomo al dintel
de sus hombros
oteando
la unión de nuestros pasos?
.
luna
luna, luna
has oído el murmullo
como arrullo
de mi lengua y mi boca
aludiendo
a mi hambre de sus besos?
.
luna
luna, luna
has sentido el frío de la muerte
que toca en suerte
cuando la ausencia se enrosca
al suave cuello del amor
asfixiándolo de adios?
.
luna
luna, luna
has probado la brisa
que se escapa de mi risa
cuando él me toca
y me besa
y me embelesa?
.
luna
luna, luna
protege los espejos
guarda nuestros pasos
convidame el pan de sus besos
mata la ausencia
con el puñal del deseo.
.
cuídame la risa!